Una colección de historias, anécdotas, reflexiones y chorradas varias sin más objetivo que entretener

jueves, 14 de enero de 2016

Escenas de película: "-Y tú, Holmes, ¿qué quieres ser de mayor? -No quiero vivir solo" de "El secreto de la pirámide"

Es curioso cómo funciona la mente humana...Siendo ésta una de mis películas favoritas, de esas que están en el Olimpo de "Los Goonies", las tres de Indiana (sí, sólo tres) o "La princesa prometida", podría haber elegido no una sino varias escenas que podrían salir aquí y que, a los aficionados de la película, seguro que les habrían resultado más conocidas o más reseñables (como la de Ehtar o la del Rametep, aunque puede que las ponga algún día). La que rescato hoy aquí puede incluso pasar desapercibida para el ojo profano, pero en mi caso es de esas que me han acompañado a nivel personal desde que era pequeño y la vi.


"El secreto de la pirámide", para quien no la conozca, es una película de 1985 dirigida por Barry Levinson y con guión de Chris Columbus, en la que, tirando de los famosos personajes de Conan Doyle (Sherlock Holmes y el Doctor Watson) se monta una trama basándose en la hipótesis de que ambos se conocieron de adolescentes (el título original de la película, "Young Sherlock Holmes", lo hace más obvio). De este modo, Watson llega a un internado y traba amistad con Holmes nada más llegar, y los dos se meten en una aventura de lo más singular.


La escena en cuestión es muy breve, pero creo que dice mucho de ese enorme personaje que es Sherlock Holmes. Mientras están cenando, uno de los alumnos del internados (Dudley, el archirival de Holmes en cuanto a popularidad) pregunta a los compañeros qué quieren ser de mayor (Watson comenta que médico, por ejemplo) y llega un momento en el que dice:

Dudley: -Y tú, Holmes, ¿qué quieres ser de mayor?

Sherlock Holmes: -No quiero vivir solo.


Dudley: - What about you, Holmes? What do you want to be when you grow up?

Sherlock Holmes: - I never want to be alone.

En el vídeo anterior (en los primeros segundos, el resto es igual) podemos disfrutar de la escena. ¿Por qué es la que más me gusta de la película? Porque ante la pregunta, dándole una vuelta de tuerca, Holmes da una respuesta en la que deja ver que en la vida la ocupación no es lo más importante (mostrándose de este modo como más sabio que sus compañeros), y porque el que contempla la escena ya conoce el futuro trágico de ese joven muchacho, en el que se cumple justo lo que no deseaba. Quizás sea también porque desde pequeño siempre que me han preguntado qué quería ser de mayor, he respondido: Feliz.


P.D. Si alguien lee este post y le entran ganas de ver la película, por favor, que se quede viéndola hasta que pasen los títulos de crédito, merece la pena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario